English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German documental Spain cartas de presentación Italian xo Dutch películas un link Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

7 de mayo de 2011

Yo conocí la palabra odiar estando a tu lado.

Hay veces en las que necesitas con urgencia volar, bien alto, sin tapujos, saltar al vacío, gritarle al mundo entero que estas ahí y vas a permanecer en esa posición una eternidad, hasta que el universo entero se canse de verte con una sonrisa en los labios, hasta que que explote de envidia porque hoy solo estás tú, y no podrías estar más feliz. Dilo, di que odiabas la forma en la que apenas te sonreía, que odiabas sus manías, lo odiabas tanto que querías más, necesitabas ver otra parte, quizá, un golpe de suerte te mostrara otra parte de él que, de algún modo, te gustase, alguna parte que no te obligara a querer hundirte para no tener que tocar sus manos.

De tantas palabras de las que quise pronunciar, quizá una de las que más me dolió aceptar cuando intentaba quererte, era odiar, no quería tenerte más a mi lado, y sin embargo cuando me alejé de ti, necesitaba constantemente tocarte.

Don't worry about a thing,
cause every little thing gonna be all right.
Singin: "Don't worry about a thing,
cause every little thing gonna be all right

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Dos tímidos golpes,
suenan a la vez,
tras tu lupa lo ves...
su rostro
su inclinada mirada
su dolor.

Tu corazón
cerrado está,
tus heridas
oxidadas son.

Intentos de abrir,
grietas dolorosas
que sávias desprenden,
óxidos tronosos
tu corazón romperan.

¡Molinos de aceites!
¡salpicar fuerte!
¡aliviar mis óxidos!
que mi corazón
no puedo abrir.

¡Ay niña!
no hay aceite para tus óxidos,
es tu odio
que no te deja abrir.

Cierra tus ojos,
y mira
mira en tu herido corazón,
encuentra en él
tu orquesta de primavera.

Abandonada quedó,
sin directora
marchitó.

Riega,
riega sus colores
con tus dulces rocios
y deja
dejate llevar
por tus músicos de aromas.

Y abre
abre tu corazón,
que sin óxido quedó,
pues tu ódio
se marchó.


P.D.
No se puede vivir con ódio.

Dinamita. dijo...

hombre, ya se que no se puede vivir con odio, pero a veces es necesario odiar para poder querer(:

Anónimo dijo...

no mereferia a que tu vivas odiando mujer!, quizas debi escribir odio entre comillas. Es pura metáfora de ese "odio", rabia, impotencia, que dejan las huellas de los amores rotos.
¡Ayyyyyy! que me sabe mal.

Anónimo dijo...

elimina el P.D. porfaaaaaaaaa!